miércoles, 3 de julio de 2013

Muñecas humanas

En el mundo hay un nuevo tipo de humanos, especialmente mujeres, que, recurriendo a cirugías extremas e instrumentos de belleza, han transformado su imagen para convertirse en muñecas vivientes. Buscan parecerse a la famosa muñeca Barbie y a personajes de las caricaturas japonesas.

Kota Koti o Dakota Rose, la rusa Valeria Lukuanova y la ucraniana Anastasiya Shpagina son las más conocidas de estas muñecas humanas y hacen furor en las redes sociales con sus fotografías y videos en los que incluso explican cómo transformarse.

Las tres han pasado por la sala de operaciones o recurrido a trucos para tener narices pequeñas, bustos grandes, cinturas muy delgadas y ojos desproporcionados en tamaño, en el caso de las jóvenes que quieren parecerse a las muñecas anime japonesas o manga.

Las jóvenes cuentan además con ropa especial para lucir como una muñeca, usan lentes de contacto, pestañas postizas, mucho maquillaje, pelucas y también, en algunas de sus fotografías, trucos digitales.

Aunque estas muñecas tienen muchos seguidores, también reciben las críticas de detractores que cuestionan la imagen que proyectan y el ejemplo para chicas adolescentes.

Kota Koti

Kota Koti, cuyo verdadero nombre es Dakota Rose, es una de las precursoras del estilo. Saltó a la popularidad en Internet con su página en Facebook y una página oficial en la que explica en videos cómo maquillarse y peinarse para parecer una muñeca.

Varios portales de Internet indican que Kota Koti agranda sus ojos con unos lentes de contacto llamados Circle Lens, que aumentan de manera excepcional el tamaño del iris, un accesorio que es muy usado especialmente en países de Asia.

Algunos medios señalan que Dakota Rose, de quien no se conoce su nacionalidad ni edad exacta, utiliza el retoque digital a través de programas de edición que la hacen lucir más delgada en sus videos. Kota Koti logro tal fama que fue contratada por una agencia de modelos y empresas de publicidad para promocionar productos en Japón, gracias a su gran parecido con las muñecas manga.

Valeria Lukyanova

Valeria Lukyanova tiene 21 años y es conocida como la Barbie rusa de carne y hueso. Es una sensación en Internet por su gran parecido con la famosa muñeca.

Tiene un largo cabello rubio, una cintura muy delgada, una nariz fina y senos grandes, todo producto de varias cirugías.

El diario The Sun de Londres cuenta que Lukyanova cree venir de un planeta lejano. Su amiga y compañera de simbiosis, Olga "Dominica" Oleynik explica: "Lera y yo venimos de la constelación de las Pléyades. Ahí todos son como nosotras".

Hija de un ex DJ y obrero de la construcción y de una empleada del ejército, Valeria creció en Tiráspol, capital del territorio separatista de Transnitria, enclave ruso en la República de Moldavia.

Esta muñeca, en una entrevista con un periódico ruso contó que lleva una dieta líquida. Pesa sólo 44 kilos.

Anastasiya Shpagina

Anastasiya Shpagina es una muñeca anime viviente. Esta joven ucraniana de 19 años, amiga de Valeria Lukyanova, logró parecerse a las muñecas de las caricaturas japonesas con cambios en sus ojos, para que luzcan mucho más grandes.

Tiene el pelo teñido de rojo y una fina cintura que consigue con dieta. Se hace llamar “Fukkacumi” y tiene gran popularidad en las redes sociales.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada